La operadora de móviles ha salido al paso de las informaciones que apuntan a su posible interés por lanzar una oferta sobre el 65 por ciento de Verizon Wireless que aún no controla. Ha desmentido que vaya a realizar una OPA de 160.000 millones de dólares, tal como publica Financial Times.