Unos 7.000 empleados British Airways han solicitado una "voluntaria" rebaja de su salario, como medida de apoyo en el marco del programa de reducción de costes lanzado por la compañía, lo que permitirá a la aerolínea ahorrar más de 10 millones de libras (11,7 millones de euros). Concretamente, de los 40.000 trabajadores que integran la plantilla de la compañía aérea, un total de 6.940 habían solicitado bajas no remuneradas, trabajo a tiempo parcial o empleo sin sueldo hasta el día de ayer, según explicó la compañía aérea en un comunicado.