El presidente del Banco Central Europeo, Jean-Claude Trichet, dijo que los gobiernos deberían considerar la creación de un ministerio de finanzas comunitario en su lucha por contener la crisis de deuda soberana.


"¿Sería demasiado atrevido, en el ámbito económico, con un mercado único, una moneda única y un banco central único, prever un ministerio de las finanzas de la Unión?", dijo Trichet en un discurso pronunciado hoy en Aachen, Alemania. También se mostró a favor de dar la Unión Europea poderes de veto sobre las medidas presupuestarias de los países que van "por el mal camino", aunque eso requeriría un cambio en los Tratados de la UE.

Mientras que cualquier Ministerio de Hacienda solo "administra un presupuesto federal general", el ministro comunitario tendría que "ejercer una responsabilidad directa en al menos tres dominios", dijo Trichet, cuyos ocho años de mandato terminan en octubre.

Este cargo se encargaría de “la vigilancia tanto de las políticas fiscales y políticas de competitividad", así como de la "responsabilidad directa" para los países en dificultades fiscales, dijo.