El fabricante aeronaútico estadounidense se convierte en la estrella de la preapertura de Wall Street, con una revalorización de 76%, al calor de las informaciones que apuntan a una oferta procedente de los Emiratos Arabes Unidos. La oferta, además, podría duplicar el precio de ayer de cierre de las acciones de Textron.