Las solicitudes iniciales de beneficios por seguro de desempleo en Estados Unidos se volvieron a reducir la semana pasada, una señal de que las condiciones en el mercado laboral podrían estar comenzando a mejorar. Las solicitudes iniciales disminuyeron en 5.000 a un nivel ajustado por factores estacionales de 457.000 en la semana que finalizó el 28 de noviembre, informó el jueves el Departamento de Trabajo. Este nivel es el más bajo desde el 6 de septiembre de 2008 y es la segunda semana consecutiva en que las solicitudes iniciales caen por debajo de 500.000. Esta fue la quinta semana seguida en que las solicitudes iniciales disminuyen, según la dependencia.