Schneider Electric y Philips firmaron hoy un acuerdo para implicar a todos los agentes sociales en la búsqueda "urgente" de mejoras en el ámbito de la eficiencia energética y para sensibilizar a la sociedad, administraciones y empresas sobre la necesidad de ahorrar energía. Con esta iniciativa, ambas compañías se ponen como objetivo lograr que 2009 se convierta en un punto de inflexión en la gestión eficiente de la energía en España. Como ejemplo de la importancia del ahorro energético, las empresas aseguran que si se cambiara el 40% de toda la iluminación actual a sistemas eficientes se conseguirían ahorros de unos 120.000 millones de euros en energía, lo que equivale a 630 millones de toneladas de CO2, 1.800 barriles de petróleo o la producción anual de 600 estaciones energéticas de tamaño medio, según explicó el presidente de Philips Ibérica, Antonio Duato.