Los precios del petróleo permanecieron muy altos el jueves en Londres y Nueva York, a corta distancia del umbral de los 100 dólares, luego de que el cierre de plataformas en el mar del Norte a raíz de una tormenta se sumara a una larga lista de factores alcistas. Hacia las 17.00 GMT, en Londres, el barril de Brent para entrega en diciembre subía 92 centavos, a 94,16 dólares. En Nueva York, el barril de crudo ligero estadounidense con el mismo vencimiento subía 13 centavos a 96,50 dólares a la misma hora. El barril de 'light sweet crude' franqueó el miércoles por primera vez la barrera de los 98 dólares en Nueva York, alcanzando los 98,62 dólares, mientras el Brent del mar del Norte superó los 95 dólares, con un máximo histórico a 95,19 dólares.