El grupo empresarial Orona, perteneciente a la Cooperación Mondragon y dedicado al diseño, fabricación, comercialización, instalación y mantenimiento de ascensores, escaleras mecánicas, pasillos y rampas, cerró el pasado ejercicio con un beneficio de 83 millones y unas ventas de 517 millones, un 10,63% menos que las registradas en el año anterior. En un comunicado, el director general de Orona, Javier Mutuberria, indicó que la compañía, con sede central en la localidad guipuzcoana de Hernani, celebró ayer en el Auditorio Kursaal de San Sebastián su asamblea anual de socios.