La familia Ruiz-Mateos ha insistido este viernes en que los inversores particulares que suscribieron alguna de las cuatro emisiones de pagarés o de las dos participaciones sociales emitidas a lo largo de los dos últimos años por empresas de su propiedad "cobrarán".
"Lo dijimos y lo mantenemos, ustedes cobraran", reza la frase remitida por la familia en un comunicado. Tras el anuncio de que las principales empresas del grupo entraban en fase preconcursal, el fundador de Nueva Rumasa, José María Ruiz-Mateos, ya afirmó que se pegaría un tiro "si no pudiera satisfacer la obligación y careciera de fe en Dios".