El selectivo español camina, cual funambulista, por la barrera de los 6.300 puntos, una barrera que los expertos no dudan que perderá.

El sector financiero sigue mimando al Ibex 35. El selectivo español mira muy de cerca la zona de 6.200 puntos ante las pronunciadas caídas que experimenta Bankia (5,51%) pero, sobre todo, por los descensos de los grandes bancos. BBVA se deja un 2,27% hasta los 4,65 euros. Según Alberto Iturralde, analista independiente, “caerá hasta los 4,74 euros. Santander, por su parte, cede un 2,81% hasta los 4,28 euros, mientras que Iturralde cree que prolongará su caída hasta los 4,32 euros.

Pero no sólo los bancos hacen ‘pupa’ hoy en el selectivo. Repsol se desploma un 2,825 hasta los 13,42 euros el día en el que presenta su plan estratégico, centrado en invertir 19.100 millones en cuatro años y obtener un beneficio por encima de los 3.000 millones en 2016. Técnicamente, “todo lo que sea permanecer por de debajo de 13,50 euros abunda en un escenario que podría seguir siendo correctivo. Por encima de 14 euros sí se puede retomar una cierta confianza en el valor”, dice Roberto Moro, analista técnico de Apta Negocios.

Llegados a este punto, ¿hasta dónde caerá el Ibex 35? “Los 6.200 puntos son la zona objetivo que tiene ahora el selectivo”, indica Alberto Iturralde. ¿Merece la pena ponerse cortos en el Ibex 35 a estas alturas? “Los 6.600 sería el stop de cortos, aunque sería más conveniente esperar algún rebote para adoptar posiciones cortas”.