La aerolínea de bandera Malaysia Airlines firmó hoy un contrato con el fabricante aeronáutico francés ATR para la compra por 650 millones de dólares (443 millones de euros) de 20 aviones, de cara a impulsar su red de rutas. Diez aeronaves serán operadas por su filial 'low cost' Firefly y los otros diez por MASwings, una nueva unidad de negocio creada para operar en destinos rurales de la isla de Borneo, indicó Malaysia Airlines en un comunicado. El contrato, firmado en una feria internacional en la isla de Langkawi, incluye además opciones de compra para otros 15 aviones. "Firefly recibirá su primer ATR en 2008, mientras que el primer aparato de MASwings llegará en 2009", apunta la nota.