La publicidad en teléfonos móviles debería de despegar en dos o tres años, impulsada por nuevas aplicaciones para teléfonos inteligentes y la creciente popularidad de las redes sociales como Facebook. Varios ejecutivos que asistieron al festival de publicidad Cannes Lions 2009, que se realizó la semana pasada en la Riviera Francesa, comentaron a Reuters que también las economías emergentes son prometedoras para este mercado, pero la falta de un estándar móvil mundial podría demorar su desarrollo. En la medida que más consumidores abrazan las nuevas tecnologías y los dispositivos como los teléfonos inteligentes, como el iPhone de Apple, se espera que la publicidad en móviles crezca a un ritmo anual del 45 por ciento hasta alcanzar 28.800 millones de dólares en cinco años, frente a los 3.100 millones de dólares que se estima ahora, según Ineum Consulting.