Los índices del viejo continente comienzan la sesión con tono mixto. El DAX suma un 0,13% hasta los 12.835 puntos. El MIB de Italia sube un 0,15% y marca en los 24.378 puntos su primer nivel mientras que el Eurostoxx50 cede un 0,11%, hasta los 3.546 puntos, con un CAC-40 que se mantiene plano en los 5.514 enteros. El euro cede frente al dólar, hasta las 1,1939 unidades.

Esta noche las bolsas asiáticas han ido subiendo, (Shanghai un 1,21% ahora, Hong Kong un 0,45%, Sidney un 0,33%) excepto la de Tokio, que ahora cotiza bajando un 0,08%, después de que la lectura anodina de las nóminas no agrícolas de EEUU el viernes redujera el riesgo de unas subidas más rápidas de los tipos de interés por la Reserva Federal, según Wayne Cole de Reuters. Habiendo bajado el paro hasta una cifra del 3,9% sin que los salarios hayan mermado hace que se entienda que la Fed irá gradualmente subiendo los tipos, sin posiciones más agresivas por el momento. De hecho, los índices estadounidenses celebraron con subidas el cierre de la semana con este buen dato, con el Dow subiendo un 1,39%, el S&P 500 un 1,28% y el Nasdaq un 1,71%. También conocimos el viernes la nueva compra por Berkshire Hathaway de 75 millones de acciones de Apple para juntarlas a los casi 170 millones que ya tenía y convertirse en el tercer accionista de la empresa.

Dicen los expertos de Link Securities que, en próximas semanas y con el permiso de los resultados empresariales, serán las negociaciones comerciales entre Estados Unidos y China así como la macro (está por ver si la desaceleración del crecimiento económico en Europa ha sido coyuntural o se vuelve más estructural) serán los factores a seguir.

Por lo demás, hoy pendientes de los valores ligados a las materias primas minerales y el petróleo, que están liderando las alzas aprovechando el repunte de las materias primas. En lo que hace referencia al crudo, su precio ha seguido subiendo, situándose en máximos multianuales, impulsado por la posibilidad de que la Administración Trump dé por acabado el acuerdo firmado por las principales potencias occidentales con Irán y vuelva a imponer sanciones a este país al considerar que no ha paralizado su programa nuclear, tal y como se había estipulado.

En el plano empresarial, hoy los títulos de Hannover Re permanecen en los 117,40 euros después de publicar cifras del primer trimestre con unas primas brutas de 5.350 millones de euros, frente a los 4.790 millones estimados por el consenso. El Ebit se situó en los 433,9 millones de euros, por encima de los 378,8 millones estimados por el consenso.

Aker BP ha dado a conocer sus resultados con unas ventas de 890 millones de dólares, ligeramente por debajo de la estimación del consenso y un Ebitda de 658 millones con una producción de 158.600 barriles diarios y proponen un dividendo de 31,24 dólares por acción.

Vestas hoy suma un 0,87%, hasta los 417,4 euros después de que el viernes publicara cifras del primer trimestre con unas ventas de 1.690 millones, desde los 1.770 millones estimados por el mercado con un beneficio neto de 102 millones de euros.

La dura huelga sigue penalizando a Air France-KLM después de que el ministro de finanzas francés, Bruno Le Maire, haya advertido de que la aerolínea podría desaparecer “si los sindicatos bloquean las reformas”.  La aerolínea franco-holandesa dio el viernes a conocer los resultados del primer trimestre  contabilizando pérdidas operativas -118 millones de euros y pérdidas netas de 269 millones, frente a los 143 millones que perdió en el mismo período de un año antes. Además, la compañía confirmó que los resultados operativos del conjunto de 2018 serán “notablemente inferiores” a lo obtenido en 2017.  El actual CEO de la aerolínea de Air France, Franck Terner, asumirá el cargo desde el 9 de mayo hasta que se encuentre una solución a largo plazo. Por otro lado, el ministro francés de Economía ha advertido de que el Estado francés no asumirá las deudas de la aerolínea. Sus títulos caen más de un 12% en los primeros minutos de negociación.

Deutsche Bank tiene la intención de implementar un nuevo sistema de pago más económico para los billetes de avión con cargo de las compañías de tarjetas de crédito.  Dicen los expertos de Alphavalue que “las aerolíneas no pueden librarse del monopolio de facto de los GSD, por lo que pueden tener interés en estimular la competencia con la ayuda de los bancos y la nueva regulación de transacciones (PSD2). Empresas como Amadeus podrían verse afectadas si el proyecto prospera”.  Los títulos de Deutsche Bank descuentan algo más del 0,4% de su cotización, hasta los 11,465 euros.

En el plano corporativo, parece que el inexplicable interés de Softbank (compañía nipona de telecomunicaciones) en comprar Swiss Re parece estar en decadencia, tal y como apunta Financial Times. Tal y como dice el estratega de Alphavalue “una explicación para este enfriamiento es que Softbank no obtención plusvalías de la fusión de Sprint y T-Mobile”. Por el momento, los títulos de la suiza ceden algo más del 0,13% en la apertura, hasta los 93,68 francos.  

Por último,  Nestlé ha anunciado que pagará a Starbucks 7.150 millones de dólares como parte de un alianza cafetera mundial por la que el gigante alimentario suizo obtiene los derechos para comercializar los productos de la compañía estadounidense de café en todo el mundo fuera de las cafeterías de Starbucks. El grupo norteamericano dijo el lunes que utilizará los fondos para acelerar su programa de recompra de acciones y que el acuerdo aumentaría los beneficios por acción para 2021 a más tardar. Nestlé prevé que el acuerdo incremente sus ganancias a partir de 2019. Los títulos de la compañía suiza se mantienen en los 76,18 francos suizos en la apertura.

De los valores que más suben en la sesión dentro del Eurostoxx50, ASML Holding sube un 1,1% en la apertura seguido de Adidas o AB Inveb, que suben más de medio punto porcentual. En terreno negativo, BASF pierde más de un 2,6% mientras que Philips o Vivendi retroceden algo más de un 1% en los primeros minutos de negociación.