Los futuros de los principales índices europeos mostraban recortes superiores al 1 por ciento media hora antes del comienzo de la sesión, tras cerrar el viernes la semana con tendencia mixta. Así, Milán subió el 1,44 por ciento, y París, el 0,40 por ciento, mientras que bajaron Londres, el 0,33 por ciento, y Fráncfort, el 0,02 por ciento. La Bolsa española cerró con un recorte del 0,06 por ciento afectada por los descensos de dos de los pesos pesados del mercado, Santander y Telefónica.