Las acciones de EE.UU. cotizan en negativo pendientes de que los líderes de finanzas del mundo lleguen a un plan para Europa y después de conocerse que el paro mensual se redujo en la región. Parece que lo que no gusta nada a los inversores es la menor creación de empleo durante el mes de octubre. El Dow Jones cede un 0,14% hasta los 11.959 puntos, el S&P 500 un 0,51% y el Nasdaq un 0,36%. En el mercado de divisas el euro se mantiene en los 1,38 dólares

Antes de la apertrura, el gobierno de EE.UU. ha dado a conocer que el desempleo en el mes de octubre descendió en una décima, al 9%. Los analistas encuestados por CNNMoney esperaban que la tasa de desempleo de octubre permaneciera sin cambios en 9,1%. En cuanto a las nóminas no agrícolas, se esperaba la creación de 98.000 puestos de trabajo en octubre, después de crear 103.000 el mes anterior. Sin embargo, los datos finales se han ubicado por debajo de estas expectativas, en 80.000 empleos.

Daniel Álvarez, analista de XTB, avisaba que “cualquier variación en el dato de paro provocaría mucha volatilidad”.

En el apartado empresarial, el portal de Internet de compras colectivas con descuento Groupon ha fijado finalmente el precio de su salida a Bolsa en 20 dólares por acción, por encima de su anterior estimación de entre 16 y 18 dólares por título, lo que le ha permitido captar entre 700 millones de dólares (505 millones de euros) en su debut bursátil.

Los resultados del tercer trimestre de la aseguradora American International Group (AIG) no alcanzaron las expectativas después de un cargo por deterioro en su unidad de arrendamiento de aeronaves. Las acciones ceden un 3,37%.

En cambio, Starbucks sí superó las expectativas después de las fuertes ventas globales en cafés. Por ello, la compañía es premiada con un avance del 3,84% en la preapertura.

Ante los rumores de posible venta de la filial china de PepsiCo a la compañía autóctona alimentaria Tingyi Holdings, las acciones del fabricante de bebidas sube un 0,32%.

Según Wall Street Journal, Bank of New York Mellon estaría en negociaciones con fiscales federales sobre una demanda de divisas que acusa al banco de sobrecargar a los clientes. Las acciones sube un 1,91%.

Además, el resto de bancos también estarán en el punto de mira, después de que Obama dijera que las financieras de los Estados Unidos tienen una exposición modesta a la deuda europea y, por tanto, podrían hacer frente si la crisis de deuda empeora, a medida que las preocupaciones sobre Grecia se intensifican.