El 81% de los consumidores estadounidenses estaría dispuesto a adquirir un vehículo fabricado por los 'tres grandes' de Detroit (General Motors, Ford y Chrysler), según se desprende de una encuesta realizada por el Centro de Investigación Nacional de Consumo de EEUU.