Spanair ha completado la ampliación de capital de 100 millones de euros que inició a principios de 2009, cuando empresas e instituciones catalanas compraron la aerolínea a SAS. Entonces, estos inversores desembolsaron 65 millones, y quedaban pendientes 35, que pretendían captar de nuevos socios, aunque finalmente han recurrido al crédito para abonar alrededor de 20 millones, informaron a Europa Press fuentes del sector.  Los otros 15 millones, algo menos de la mitad de los 35 que faltaba por suscribir, los han aportado nuevos inversores. Un portavoz de Spanair confirmó a Europa Press que la compañía ya cuenta con la totalidad de los recursos previstos en la ampliación de capital y que los nuevos accionistas han cubierto algo menos de la mitad de los 35 millones pendientes, aunque declinó concretar cifras o identidades.