El partido opositor de Portugal va a permitir la aprobación del presupuesto fiscal de 2011 que se votará el próximo 26 de noviembre.

El principal partido opositor de Portugal, el Social Demócrata (PSD), cumplirá su promesa de no obstaculizar la aprobación de un austero presupuesto fiscal de 2011 en la votación final del 26 de noviembre.

El líder de la formación ha asegurado que la aprobación de los presupuestos ayude a recuperar la confianza de los inversores. La prima de riesgo sobre los bonos portugueses subió la semana pasada a su mayor nivel desde la adopción del euro, debido a los temores a un contagio de los problemas fiscales de Irlanda a Portugal, ya que este último también cuenta con un abultado déficit fiscal.