La onza de oro termina la jornada cotizando a la baja hasta cambiarse por 1.328 dólares, lo que supone un descenso del 0,67% frente a la sesión anterior.

La onza de oro terminó la sesión en el mercado de futuros de Londres a la baja y se cambiaba por 1.328 dólares, lo que supone un descenso del 0,67% con respecto al cierre de la jornada anterior.