El grupo de distribución Eroski tiene bloqueada la materialización de la venta de varios centros comerciales, algunos firmados, debido a que los compradores no han podido acceder a la financiación bancaria por la situación económica actual, confirmaron a Efe fuentes de la compañía. Explicaron que, tras la compra de Caprabo, el grupo Eroski anunció que acometería desinversiones para financiar esta operación, pero la materialización de las negociaciones realizadas durante el último semestre de 2008 se han visto truncadas al no poder encontrar los compradores -operadores de centros comerciales- la financiación bancaria necesaria. Este bloqueo no supone que se paralice la operación de venta, sino que será el mercado el que decida al final cuándo se pueden materializar, afirmaron las fuentes, que recordaron que su negocio no es el inmovilizado y que la venta de centros comerciales del grupo se ha llevado a la práctica desde 2001.