El Gobierno, que el pasado verano revisó a la baja dos décimas su previsión de crecimiento, cree que el PIB crecerá este año un 3,1 %. No obstante, este escenario será compatible, según Funcas, con una mejora de la inflación al finalizar el año
. En febrero, según datos preliminares del Instituto Nacional de Estadística, el índice de precios al consumo en España permaneció en el 4,4 %, la tasa más elevada desde que se creara esta serie en enero de 1997.