La división financiera de Sony saldrá a bolsa el próximo 11 de octubre en la que se espera sea la mayor Oferta Pública de Venta (OPV) del año en el mercado bursátil japonés. Está previsto que Sony Financial, que controla la entidad bancaria Sony Bank y a las aseguradoras Sony Life Insurance y Sony Assurance, entre a formar parte de la primera sección de la bolsa de Tokio, después de que el organismo gestor de la bolsa aprobase ayer su entrada en el parqué.
Según el periódico japonés Asahi Shimbun, la compañía ofrecerá 75.000 nuevas acciones y la casa matriz venderá 725.000 de los títulos que posee en la actualidad. Se estima que las acciones cuenten con un precio de partida de unos 415.000 yenes (3.600 dólares) por título y que la capitalización de la empresa se eleve hasta los 350.000 millones de yenes (3.040 millones de dólares). Sony Financial prevé en este ejercicio fiscal aumentar en un 49,7 por ciento su beneficio neto consolidado con respecto al año fiscal anterior, en el que ganó 15.000 millones (130 millones de dólares). La operación de salida a bolsa de esta empresa estará apoyada por las entidades financieras niponas Nomura Securities y JP Morgan Securities Japan