El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció hoy que la deducción fiscal por compra de vivienda, con una base deducible de 9.015 euros, se restringirá a las rentas inferiores a los 17.000 euros a partir de 2011. Según indicó durante el Debate sobre el estado de la Nación, el jefe del Ejecutivo indicó que aprOximadamente el 50% de los asalariados podrán seguir acogiéndose a esta deducción. Por otro lado, para rentas superiores a estos 17.000 euros, la deducción se reducirá linealmente hasta desaparecer cuando la renta declarada esté por encima de 24.000 euros anuales.