A esta hora Iberia paga los platos rotos de la imparable subida del precio del crudo. La aerolínea española es el farolillo rojo de la renta variable española y se deja un 4,48% del valor de sus títulos. El sector se convierte en foco de atención en una jornada, en la que otra vez, el oro negro presiona a la baja a la bolsa española.