Las cuotas participativas de la Caja del Mediterráneo registraron hoy una subida del 2% en bolsa, a pesar de que las agencias de medición de riesgos Moody's y Fitch rebajaron la calificación en los dos últimos días. En primer lugar, Moody's rebajó el martes la calificación crediticia de la caja alicantina, junto a otras cuatro cajas de ahorro, por el deterioro de sus activos y por su alta exposición al sector inmobiliario y constructor. Fitch Ratings rebajó ayer la calificación de la caja de ahorros por su elevada exposición a los sectores inmobiliario y apuntó que los créditos de CAM a constructoras e inmobiliarias "eran elevados" al término de 2007, al representar un 29% del total. En este sentido, Fitch señaló que las presiones sobre la liquidez "podrían persistir", por las tensiones provocadas por la crisis en los mercados financieros, así como por el aumento de la morosidad hasta el 1,69% al cierre del primer semestre del año, el doble que el 0,7% del mismo período de 2007.