La compañía estadounidense de alimentación Kraft Foods presentó hoy su oferta formal de compra sobre el fabricante de chocolates y dulces Cadbury, que valora a la compañía británica en 10.100 millones de libras esterlinas (11.225 millones de euros), con idénticas condiciones a las ya rechazadas el pasado mes de noviembre por el consejo de administración de la multinacional inglesa.
 La empresa estadounidense ofrece a los accionistas de Cadbury un total de 7,13 libras por título (7,9 euros) en efectivo y acciones. En concreto, los accionistas de Cadbury recibirán 0,3 libras en efectivo y 0,2589 acciones de Kraft por cada título de Cadbury, las mismas condiciones que ya fueron rechazadas por la cúpula directiva de la compañía británica el pasado 9 de noviembre y que suponen valorar el conjunto de la empresa en 10.100 millones de libras.

El periodo de aceptación de la oferta de Kraft permanecerá abierto hasta el próximo 5 de enero, según precisó la segunda mayor compañía alimentaria a nivel mundial.

"Confiamos en las significativas oportunidades de crecimiento que representa la combinación de Kraft Foods y Cadbury y por eso pensamos que esta oferta va en el mejor interés de los accionistas de ambas compañías", afirmó la presidenta y consejera delegada de Kraft Foods, Irene B. Rosenfeld, quien destacó que la oferta de Kraft cuenta con la financiación necesaria, representa una sustancial prima y proporciona valor inmediato y certidumbre.

El pasado 9 de noviembre, el consejo de administración de Cadbury rechazó la propuesta de Kraft al considerar que la oferta de la compañía de EEUU "no se acerca ni remotamente al verdadero valor de la compañía, y la absorción de Cadbury por parte de un conglomerado con un modelo de negocio de bajo perfil entraña unas perspectivas poco atractivas.

Como consecuencia del rechazo del consejo de la británica, el grupo chocolatero estadounidense Hershey y su homóloga italiana Ferrero confirmaron que estudiaban diferentes opciones respecto a Cadbury.