El gobierno japonés ha aprobado hoy un límite de gasto de 47,8 billones de yenes (443.763 millones de dólares) en partidas relacionadas con las principales políticas para el próximo año fiscal, que comienza el próximo mes de abril, ha informado Kyodo. Además, el gabinete aprobó unos adicionales 330.000 millones de yenes (3.064 millones de dólares) para asuntos prioritarios. Ahora los ministerios y las agencias japonesas deberán presentar sus peticiones de presupuesto antes de que termine agosto. El gobierno del primer ministro, Yasuo Fukuda, aprobó este límite de gasto después de que el comité económico del gobierno delimitara la cifra.