Paul Otellini, presidente de la compañía asegura que esto responde a la confianza y la fortaleza de la estrategias de la compañía.
Intel ha elevado su dividendo un 15% y ha autorizado otros 10 billones de dólares en su programa de recompra de acciones después de presentar unos sólidos resultados este mes.
 
El fabricante ha anunciado un dividendo de 18,12 centavos por acción.
 
Paul Otellini, presidente de la empresa ha declarado que este aumento en el dividendo responde “a la confianza en nuestras estrategias de futuro.

Según Eduardo Vicho, jefe de análisis de M&M Capital EAFI, "el dividendo que reparte es un atractivo añadido a la compañía" que, técnicamente, "el pasado agosto puso fin al proceso de consolidación tras tocar los 17,60 dólares. En los primeros compases de 2011 la cotización de Intel ha consolidado niveles de 20 dólares y vuelve a estar en disposición de experimentar un nuevo tramo alcista con siguiente objetivo en 24 dólares".