El índice de gerentes de compra de Chicago cayó en mayo inesperadamente, hasta 34,9 puntos, frente a una lectura de 40,1 puntos del mes de abril. El dato es mucho peor de lo esperado, ya que los analistas consultados por Bloomberg esperaban de media que subiera levemente hasta 42 puntos.