Goldman Sachs ha elevado su nota sobre la entidad holandesa desde neutral hasta comprar. El broker estadounidense ha incluido a ING en su lista conviction buy. Ayer, las acciones de ING bajó un 7,7% hasta los 6,53 euros.