General Electric ha hecho una oferta de 800 millones de libras (950 millones de euros) por el 100% del fabricante británico de tubos para la industria petrolera en aguas profundas, Wellstream Holdings.
Con esta adquisición General Electric buscaría ampliar así su presencia en Brasil.

En concreto, los accionistas de Wellstream Holdings recibirán 780 peniques por cada título que posean, así como un dividendo especial de seis peniques por acción. Wellstream cuenta con dos fábricas situadas en Newcastle (Reino Unido) y Niterói (Brasil) y su plantilla asciende a aproximadamente 850 personas.