Gas Natural propondrá este martes a sus accionistas ampliar los fondos propios de la compañía en 3.500 millones de euros, mediante la emisión de 223,88 millones de nuevas acciones, para adquirir Unión Fenosa sin que la operación afecte a su estabilidad financiera. La gasista anunció a finales de enero que convocaría una junta de accionistas el 10 de marzo con el objetivo de someter a votación dicha ampliación de capital, que, desde el principio, ha dicho que está respaldada por sus accionistas de referencia, Criteria -el holding que agrupa las participaciones industriales de La Caixa- y Repsol YPF. Según Gas Natural, la ampliación de capital servirá para mantener una posición financiera "sólida y estable", con una calidad crediticia de al menos triple B, y para afrontar parte de la adquisición de Unión Fenosa, en la que la gasista, una vez superado el 30 por ciento de su participación, ha lanzado una opa, cuyo folleto estudia la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).