Los futuros de los principales índices bursátiles europeos anticipaban antes del comienzo de la sesión, una nueva jornada de recortes con descensos de hasta el 0,40%.