La agencia de calificación ha anunciado que ha rebajado el rating de cinco comunidades autónomas: Andalucía, Canarias, Cataluña, Murcia y Valencia. Fitch contempla una rebaja de rating a España por las comunidades autónomas.

Además, Fitch ha asegurado que la revisión de las otras cinco comunidades que también califica será concluida pronto, aunque la perspectiva de las 10 es "negativa".

"La rebaja refleja el fuerte deterioro fiscal visto en los últimos años que ha provocado grandes incrementos de los niveles de deuda", explica la agencia.

Fitch reconoce que las regiones tomarán todas las medidas posibles para controlar el gasto, la todavía débil recuperación económica limitará el incremento de los ingresos fiscales.

Recordando los datos de Economía (una caída del 3,59% de los ingresos en los seis primeros meses y un déficit del 1,2%, frente al 1,3% de límite para el conjunto del año) Fitch opina que "todavía serán necesarios considerables esfuerzos por parte de las regiones, particularmente en el área de control de costes, para asegurar el cumplimiento de estos límites".

Con todo, la agencia espera que la mayoría de las regiones tengan al menos las cuentas equilibradas en 2013, y su escenario base se justifica ante el reciente foco en el control del gasto por parte de las Comunidades Autónomas.

A pesar de ello, la perspectiva negativa refleja el todavía difícil entorno fiscal y económico y los riesgos de ejecución en la implementación de algunos medidas de control de costes.