Gestionar nuestro patrimonio en bolsa con un método propio es uno de los sueños de los inversores, lograr hacer un correcto selección de activos y de estrategias que te permitan incluso “vivir de la bolsa”.  

Lo primero que debemos tener en cuenta es que vivir de la bolsa e invertir bien en bolsa de forma consistente son dos cosas diferentes,  vivir de la bolsa conlleva que eres capaz de tener unos ingresos de forma recurrente con tu patrimonio, esa recurrencia debe de darse en las distintas fases de los mercados ( alcistas, bajistas y laterales), dónde solo los mejores inversores son capaces de desenvolverse con soltura. Y otra cosa distinta es hacer crecer nuestro patrimonio invirtiendo en bolsa, pero dedicándonos a otras actividades profesionales.

El termino invertir en bolsa conlleva muchas veces unas falsas creencias, respecto al modelo de inversión, el producto a invertir y en qué sectores activos hay que hacerlo.  , operaciones que se realizan sin el más mínimo criterio de inversión. ¿Por qué hay que invertir en unos activos y no en otros?

 

 

 

Poder vivir de la bolsa o invertir bien en bolsa de forma consistente tienen una serie de elementos comunes que deberíamos de estudiar:

-Debemos conocer en qué fase del ciclo económico nos encontramos. Esto es vital, conocer si estamos en un ciclo alcista o bajista, si hay sectores más fuertes o más débiles, cuáles de esos sectores tienen mejores perspectivas de futuro …Es vital conocer esto, puesto que gran parte del éxito de nuestras estrategias estarán marcadas por operar con el ciclo económico a nuestro favor.  

-Qué estrategia y productos son más adecuados para mi perfil de inversión. Después, una vez conocido como es el ciclo económico dónde nos encontramos, debemos realizar una correcta selección de activos fuertes, y dentro de dichos sectores, buscar los más fuertes y con el producto de inversión adecuado para mi perfil de inversión y horizonte temporal ( Acciones, ETFs, Fondos de inversión, Futuros…)

-Por último, el tipo de operativa que debo realizar a la hora de invertir, tanto por mi patrimonio, perfil psicológico y tiempo que tengo para dedicarme a  invertir  es fundamental para saber y conocer hasta dónde puedo llegar a dedicarme en los mercados..

Si tenemos esto en cuenta a la hora de invertir para no caer en los “cantos de sirena” que buscan incautos con un mensaje muy atractivo de dinero fácil y centrarnos en la realidad de los mercados. El éxito de un inversor que quiera vivir de la bolsa se basará en realizar una correcta lectura del mercado y para ello es fundamental conocer el ciclo bursátil y económico en el que nos movemos, los tipos de gráficos y herramientas con los que vamos a trabajar, principales niveles de los activos en los que vamos a invertir (soportes y resistencias), indicadores que debemos vigilar para conocer los futuros movimientos y señales que nos ofrecen los mercados financieros

Pero la inversión no es un arte, es metodología y disciplina según nos indica Luis Ruiz, director de Análisis de Estrategias de Inversión y responsable académico de nuestro  Master de Inversión y Trading.  Está demostrado que la mayoría de inversores de largo plazo lo hacen mejor que los inversores de corto plazo. ¿Por qué ocurre esto?  

Un estudio realizado sobre los fondos de Vanguard, que corrobora la afirmación de su fundador Jack Bogle, apunta a que los inversores utilizan mal sus productos cometiendo errores, lo que provoca una merma clara en sus resultados. Por tanto, cuanto más opera un inversor particular más errores comete y peores resultados obtiene. El peor comportamiento relativo de los inversores de corto plazo es amplio en todas las categorías, disparándose en aquellas donde las volatilidades han sido mayores (emergentes y financieros) y los inversores tienen que tener una mayor capacidad para controlar sus nervios. 

Muchos inversores compran el mensaje erróneo de operar  rápidamente en bolsa  y sin esfuerzo, eligen el camino fácil para hacerse ricos pero muy pronto son conscientes del error que han cometido y lo sufren directamente en sus bolsillos. Sí es posible vivir de la bolsa o también invertir con éxito como una actividad complementaria viendo cómo crece el patrimonio, pero siempre utilizando un método con la disciplina necesaria para tener estrategias ganadoras. 

Para ello es fundamental que los inversores estén bien formados, para ello  en Estrategias de Inversión que llevamos más de 15 años dedicándonos a la formación, hemos desarrollado una metodología propia  para que nuestros alumnos aprendan a:

- Mejorar su operativa bursátil, tanto operando de forma más razonada como en los activos más convenientes por su nivel de riesgo, patrimonio y disponibilidad de horarios.

- Centrarse en sectores fuertes y activos líquidos aplicando una metodología exclusiva de Estrategias de Inversión. El 86 % de antiguos alumnos han aprendido a invertir en nuevos productos mucho más apropiados para su tipología de inversión

- Utilizar un apalancamiento acorde con su patrimonio y nivel de riesgo ya que es muy habitual hacer una operativa excesiva y con apalancamientos demasiado altos.

- Aprender a utilizar plataformas profesionales cómo Visual Chart, Pro Real Time… en definitiva un software profesional necesario para los inversores más activos.

- Conocer a fondo los mejores productos para invertir (ETFs, Fondos de Inversión, Futuros, Opciones, CFDs..) de forma que puedan determinar cuál es el más adecuado para su tipología de inversión y operativa.
 

Sin una metodología probada no se podrá ganar en los mercados de forma consistente. Se puede tener una buena racha, pero con el paso del tiempo el mercado nos pondrá en nuestro sitio. Tan peligroso es el miedo como el exceso de confianza, una lucha permanente y diaria del inversor con sus propias emociones que, para dominar y no tomar decisiones erróneas fruto de su psicología, debe apoyarse en un método que le ayude a operar de forma más racional, sin la influencia de haber acertado o fallado las últimas operaciones. Se necesita formación y metodología para no ser presa de los tiburones y de nuestros propios errores.

Antes de pretender vivir de la bolsa debemos probar nuestro método y aprender a invertir en el corto, medio y largo plazo  ya que conocer las grandes tendencias de los mercados a largo plazo, nos permitirá acercarnos a los activos que mejor puedan comportarse en el corto plazo.  Debemos  tener los resultados de nuestro sistema  bien contrastados y pensar que el mercado es muy difícil de por vida, que pasaremos por fases alcistas, bajistas o laterales y tenemos que saber identificarlas antes de ponernos a operar. Una vez identificadas podremos decidir en qué activo vamos a invertir (Acciones, índices, divisas, materias primas..),  con qué horizonte temporal ( a corto, medio o largo plazo) , con qué productos (Acciones, Futuros, Fondos de inversión ETFs, CFDs..) y ponernos siempre unos objetivos y stops para cada operativa.

Debemos comprender que con la formación adecuada podemos ser muy buenos inversores en bolsa y gestionar correctamente nuestro patrimonio, y solo los inversores que cumplan determinadas características (conocimientos, patrimonio, experiencia y tiempo dedicado), podrán dedicarse a vivir de la bolsa.  

Para controlar todos estos aspectos y construir un buen plan de formación adaptado al perfil de cada inversor, lanzamos nuestro Programa de Inversión y Trading para el Particular, un programa 100% práctico pensado para que sea útil desde el primer día que permitirá tomar decisiones racionales para cumplir los objetivos económicos y vitales de cada inversor.

9 meses de formación on.line. ¿Quieres más información?