Fersa es la primera y única compañía independiente que cotiza en bolsa y se dedicada exclusivamente a las energías renovables. Además, cuenta con presencia en 9 países de 3 continentes distintos y, aunque el valor ha sido castigado por el mercado, “hemos sabido capear el temporal de crisis”, afirma su presidente, José María Roger.
Los resultados del tercer trimestre de la compañía mostraron una caída del 83% en su beneficio pero Roger quiere destacar que “sin embargo, aumentamos el beneficio en los dos primeros trimestres” y, “mientras que el año 2009 ha sido complicado para muchas compañías, nosotros hemos capeado el temporal”.

Fersa se ha visto perjudicada “en su plan de inversiones del 2009”, dice el presidente, porque “teníamos un porcentaje de parques prácticamente del 100% que íbamos a poner en marcha en España pero la Ley 6 del Gobierno nos ha bloqueado prácticamente 6 meses del ejercicio”.Sin embargo, “este retraso en las inversiones del 2009 las vamos a acometer en el 2010, por lo será un buen año para nosotros”.

De su presencia en China y La India destaca que “en La India hace más de un año que tenemos un parque en funcionamiento y dos más en construcción que comenzarán a ponerse en marcha en 2010” por lo que concluye que “la experiencia allí ha sido muy buena”.

Ahora la mirada la tienen puesta en “Turquía, donde hemos firmado ya un acuerdo” y es que “consideramos que es un país con unas perspectivas muy buenas a medio y corto plazo” y, además, “la tarifa eléctrica se paga en euros, por lo que no hay riesgo de tipo de cambio para nuestros inversores extranjeros”. Turquía presenta “una situación de recurso eólico muy buena, como podía tener España hace años, y con un crecimiento de megavatios muy importante” y, es que “buscamos salir de los mercados maduros en los que no podemos crecer para ir a otros mercados que están en las condiciones que éstos estaban antes”.

También barajan la “posibilidad de instalarnos en Brasil y EE.UU. ya que son, junto con China e India, los mayores mercados con capacidad de crecimiento para los próximos años” pero “Fersa se posicionará en ellos pero en el momento oportuno”. Esta expansión por el extranjero le reporta a la compañía “un 60% de la facturación”.

Con respecto a la situación crediticia dice que “desde la vuelta del verano hemos notado una mayor facilidad para la financiación de nuestros proyectos”. También destaca que “antes del verano firmamos un crédito sindicado de más de 80 millones de euros para la financiación de los parques que tenemos en España por lo que demostramos que financiamos nuestros propios proyectos” y “aunque no vamos a la velocidad de otros años, continuamos con nuestro plan de expansión y cumplimiento de objetivos en 2010 y 2011”.

Por otra parte, “la lectura de la deuda consolidada –dice Roger- es a nivel de las filiales que generan dividendos a la matriz y, el endeudamiento de la matriz es prácticamente cero”

En bolsa, pese a tener un comportamiento negativo, dice que “la compañía está en crecimiento, poniendo partes en marcha y, por ello, en 2010 el ratio del Ebitda pretendemos multiplicarlo por 2”. Roger defiende que “la compañía ha estado muy castigada por el mercado, pero somos un proyecto largoplacista” por lo que “a medida que se vayan cumpliendo los objetivos y los planes estratégicos de la compañía se reconocerá el valor”.

José María Roger en declaraciones a Gestiona Radio.