El precio de la vivienda en el Reino Unido cayó un 1,5% el pasado mes de febrero, lo que representa el primer retroceso desde junio de 2009, según los datos facilitados hoy por Halifax, la mayor entidad hipotecaria del Reino Unido. El precio medio de la vivienda se situó en 166.587 libras (183.618 euros), lo que supone un incremento del 4,5% con respecto a hace un año, aunque Halifax advirtió que el ritmo de crecimiento se ha ralentizado en los últimos meses.