El precio del barril de petróleo sube en Nueva York por encima de los 76 dólares, tras la apertura del mercado y antes de la publicación de los últimos datos sobre inventarios semanales de crudo en Estados Unidos, que previsiblemente mostrarán un nuevo descenso de las existencias. El contrato para el suministro de octubre de crudo ligero subía 59 centavos a 76,32 dólares tras alcanzar antes de la apertura los 76,45 dólares en las operaciones electrónicas.