El Nikkei de Tokio cedió el 1,54% al cierre hasta los 8.109 puntos tras perder anoche Wall Street más del 3,5% ante la posible quiebra de GM.