El Ibex despierta con un rebote del 0,13% y recupera de nuevo los 10.800 puntos después de las fuertes caídas que sufrió en la jornada de ayer. La guerra en las televisiones por el mundial y las fuertes caídas del sector de la construcción continúan penalizando a las compañías de estos sectores en la apertura de la sesión.
El Ibex despierta con un rebote del 0,13% y recupera de nuevo los 10.800 puntos después de las fuertes caídas que sufrió en la jornada de ayer. Al igual que en el selectivo, el resto de bolsas europeas también han abierto en positivo y conseguían repuntes cercanos al 0,40% en el caso del índice alemán.