El selectivo español comienza la sesión con dudas, registrando leves pérdidas que le llevan a acercarse más a los 9.700 puntos. Los descensos de Wall Street ante el aumento de las tensiones entre EEUU y Rusia en el contexto del conflicto de Siria también enfrían al resto de principales bolsas europeas, aunque logran abrir en positivo, mientras el euro retrocede y el precio del petróleo sigue avanzando

Apertura con dudas de las principales bolsas europeas, después de que en la sesión de ayer Wall Street cerrase con pérdidas. El Dow Jones bajó un 0,90% ante la escalada de tensiones geopolíticas y el temor a una posible intervención militar en Siria. El S&P 500 cedió un 0,55%, mientras que el Nasdaq perdió un 0,36%.

Al parqué neoyorquino lo lastró la amenaza de una ofensiva militar en Siria por el presunto ataque químico perpetrado este fin de semana en la ciudad de Duma y que la comunidad internacional atribuye al régimen de Bachar Al Assad, como advirtió el presidente Donald Trump a Rusia a través de su cuenta de Twitter.

Así, el mercado pasa de los temores a la guerra comercial hemos pasado a los temores a una escalada de tensiones en Siria. Los analistas de Link Securities consideran que “la aparente inminencia del ataque estadounidense y sus aliados a enclaves defendidos por el régimen sirio -de momento se han “subido al carro” Arabia Saudita, Francia y el Reino Unido-  seguirá pesando en el comportamiento de las bolsas europeas, tal y como lo ha hecho en las asiáticas”.

Por otro lado, también en la sesión de ayer se conocieron las actas de la última reunión de la Reserva Federal que mostraron que algunos miembros piden un cambio en la política monetaria hacia una postura más “neutral” o “restrictiva” evidente el consenso respecto al ritmo de subidas de tipos y la optimista evolución del cuadro macro. Hoy serán desveladas las actas de la última reunión del BCE.

Su presidente, Mario Draghi, comentó ayer que los efectos directos de los aranceles de EEUU en la eurozona no son grandes, pero que la clave son las represalias. Además pidió que se tengan en cuenta los efectos de los aranceles en la confianza.

En la agenda de la sesión de hoy, más ligera que la de ayer, destaca la publicación en Francia del IPC de marzo, además de las mencionadas actas de la última reunión del Consejo de Gobierno del BCE, actas que el mercado las escrutará en profundidad para determinar cuál es el actual equilibrio de fuerzas dentro del organismo entre los partidarios de ir más rápido a la hora de retirar estímulos y los que, como Draghi, opinan que el BCE debe mantener por mucho tiempo sus actuales políticas monetarias expansivas.

Además, hoy algunas importantes compañías, como la gestora BlackRock o la aerolínea Delta, darán a conocer en Wall Street sus cifras trimestrales, actuando como teloneros de los tres grandes bancos, el Citigroup, JP Morgan y Wells Fargo, con los que mañana se inicia de forma oficiosa la temporada de presentaciones de resultados trimestrales.

Desde Link Securities destacan que “los analistas han situado el “listón” muy alto en esta ocasión, lo que  genera alguna inquietud de cara a la reacción del mercado si las compañías se muestran incapaces de superarlo. En sentido contrario, de hacerlo, éste podría ser el catalizador que necesitan los mercados para recuperar el buen tono que mostraron a comienzos de ejercicio”.

Con todo, las principales bolsas europeas comienzan la sesión también con dudas, aunque con avances. Fráncfort sube un 0,02%, París, un 0,09%; Londres, un 0,02%; Milán, un 0,24%. El Euro Stoxx 50 avanza un 0,12%.

Por su parte, el euro retrocede frente al dólar y se intercambia a 1,236 billetes verdes.

En el mercado de materias primas, el precio del petróleo Brent sigue avanzando. Lo hace un 0,29%, hasta los 72, 29 dólares por barril.

En lo que respecta al mercado español, hoy los analistas de Berenberg han empeorado la recomendación de Endesahasta mantener desde comprar, bajando el precio objetivo en 2 euros, hasta los 18 euros por acción, ajustándolo a los niveles actuales de cotización de la compañía.

Telefónica ha vuelto a colocarse como la tercera empresa con mayor capitalización del Ibex 35 tras superar BBVA, lo que permite al grupo de telecomunicaciones volver a situarse entre las tres mayores compañías del índice bursátil español tras Banco Santander eInditex.

ENCE repartirá este jueves un dividendo complementario de 0,066 euros brutos por acción con cargo al ejercicio 2017. El reparto de este dividendo complementario se une a los pagados los pasados 6 de septiembre y 14 de diciembre del año pasado del primer y segundo dividendo a cuenta del ejercicio 2017, por un importe de 0,061 euros brutos por acción el primero y de 0,06 euros brutos por acción el segundo.

Mañana será el turno de Caixabank. Distribuirá el viernes un dividendo complementario de 0,08 euros brutos por acción, con cargo a los resultados de 2017. Con este dividendo, el importe total de la remuneración al accionista de la entidad en 2017 habrá sido de 0,15 euros por título, un 15,38% más que un año antes.

Así las cosas, en la apertura de la sesión, el IBEX 35 baja un 0,10%, hasta los 9.727,90 puntos.

La mayor subida es la de Mapfre, que avanza un 0,48%, seguido de REE y de Repsol, que repuntan un 0,42% y un 0,36%, respectivamente.

Por el contrario, el mayor descenso es el de Inditex, que retrocede un 0,87%, por delante de Endesa, que se deja un 0,70% y deAcciona, que cede un 0,45%.

En el Mercado Continuo, la mayor subida es la de Bodegas Riojanas, que sube un 4,90%, mientras que el mayor descenso es el de Service Point, que se deja un 2,55%.