El Ibex termina la primera jornada del mes de mayo con ganancias y cierra en los 14.416 puntos tras una subida del 0,29%. La buena apertura de los índices americanos y las operaciones corporativas han conseguido mantener al selectivo en terreno positivo.
El comportamiento del selectivo de la bolsa española ha estado marcado por la indefinición a lo largo de la jornada. Con una apertura en positivo y tras una media sesión teñida de rojo, el Ibex ha logrado cerrar por encima de los 14.400 puntos, “nivel en el que es previsible que haya un repunte e incluso llegar en un par de semanas a los 14.700 e incluso 14.800 puntos” señala Samuel Sierra, Analista Independiente.