Las dudas continúan sobrevolando el parqué y el Ibex-35 logró esquivar las ventas por los pelos. La apertura dubitativa de Wall Street hizo presagiar que las caídas volverían a instalarse a este lado. Al final, el selectivo ganó un tímido 0,11% hasta los 9.348 puntos, en una jornada en la que el presidente de Telefónica adelantó que su prioridad es retribuir al accionista y sus inversores lo agradecieron. El euro continuó al alza y se cambió por 1,40 dólares, mientras el crudo cotizó en los 66,80 dólares/barril.

Wall Street abrió con timidez, sin ganas y con muchas dudas, tantas que los números azules iniciales pronto dieron paso a las ventas y con ellas el Ibex-35 recuperó la indefinición con la que arrancaba la jornada para finalmente terminar en positivo “in extremis”. Sesión de incertidumbre en la que los inversores han mirado con recelo el dato de venta de viviendas de segunda mano conocido al otro lado del Atlántico porque mejoró en mayo, pero a un ritmo inferior al esperado; mientras las ventas minoristas siguen resistiéndose –cayeron un 4,4% en las tres primeras semanas de junio-.

Entre tanto, el eurocomisario económico, Joaquín Almunia, dijo bien a las claras que Europa necesita estrategias creíbles que sirvan de complemente a los paquetes de estímulo fiscal aprobados para salir de la crisis, haciendo notar que aún hay mucho por hacer. Mientras, el motor económico de Europa sigue mostrando síntomas de debilidad como demuestra el drástico recorte de previsiones anunciado por el IFO, que augura que la economía de ese país se contraerá un 6,3% este año. Además, el ritmo de contracción del sector privado se aceleró ligeramente hasta situarse en los 43,3 puntos, máximos de siete meses.

Multitud de cifras macroeconómicas y declaraciones que no pasaron desapercibidas. Nuestro país alcanza un déficit de más de 19.540 millones de euros hasta mayo, lo que supone el 1,78% del PIB, mientras el gobernador del Banco de España ha exigido al ejecutivo una ejecución “presupuestaria estricta” y “medidas enérgicas”, mientras adelantó que la morosidad seguirá presionando a la banca, mientras adelantó que los pequeños y medianos del sector podrían necesitar ayuda. Los grandes parecen librarse, aunque este martes no lograron esquivar las ventas y el BBVA y Santander firmaron el peor comportamiento de los blue chips, después de que ambas perdieran un 1,36% y casi lideraron los recortes si no fuera porque Sacyr Vallehermoso(-1,90%) cayó un poco más.  Repsol YPF tampoco mantuvo el tipo y cayó un 0,39%, después de que su presidente, Antonio Brufau adelantara que las cifras correspondientes al segundo trimestre “irán como mínimo en línea” con las del primero. Por otra parte negó que la firma esté negociando la entrada de un nuevo accionista significativo argentino en el accionariado de YPF. 

Gráfico Ibex-35
Gráfico Ibex-35



Entre los grandes Iberdrola firmó el mejor comportamiento, tras sumar un 1,71%. No en vano, el sector energético ocupó la parte más alta de la tabla y Gas Natural lideró la clasificación. Ganó un 3,27%. Alzas notables también para Enagás(2,71%) el día después de que cerrara las dos líneas de emisión de bonos corporativos de 500 millones de euros cada una. Una emisión que la gasista logró cerrar en apenas una hora. Red Eléctrica sumó un 2,16%. La excepción fue Endesa, que cayó un 0,73%, tras conocerse que su consejero delegado, Rafael Mirando, dejará la firma el próximo día 30 de junio, coincidido con la Junta General de Accionistas de la eléctrica. El que fuera máximo ejecutivo de la compañía durante 22 años se acogerá a los sistemas de prejufibilación de Endesa y será nombrado presidente de la Fundación Endesa en sustitución de Rodolfo Martín Villa.

Telefónica fue uno de los protagonistas de la jornada. La operadora sumó un 1,03%, en la jornada en la que celebró Junta General de Accionistas. El presidente de la compañía adelantó que ve ciertos indicios de mejora en la evolución del negocio de la compañía durante el segundo trimestre, pero lo que más aplaudió el mercado fue la prioridad a la remuneración al accionista que adelantó su presidente, César Alierta. Por otra parte, Telefónica ha lanzado una OPA sobre el 1,8% que no posee de su filial argentina TASA.

Las compañías ligadas al ladrillo regresaron a las compras tras las caídas sufridas el lunes. Así, Ferrovial sumó un 2,19%, mientras que Cintra, ACS y FCC sumaron en torno al 1,5%.

Fuera del selectivo, Renta Corporación sumó un 7,77% y Colonial ganó un 6,92%. Sin embargo, Montebalito registró el mejor comportamiento de nuestra renta variable. La cruz de la moneda fue para Natra(-6,66%), mientras que Vértice y Bodegas Riojanas cayeron cerca de un 4,5%.

En el resto de Europa, el Dax alemán registró el mejor comportamiento, tras sumar un 0,29% hasta los 4.707 puntos; el Cac40 de París cerró en los 3.116 puntos tras perder un 0,21%, mientras que el FTSE100 de Londres bajó un 0,10% hasta los 4.230 puntos. El Eurostoxx50 partirá mañana desde los 2.352 puntos, tras retroceder un 0,28% arrastrado por el mal comportamiento de Credit Agricole(-3,78%), Aegon(-3,77%) e Ing(-1,98%).