El Ibex 35 no logra salvar los 8.000 puntos a cierre de semana por culpa de las eléctricas. Estos valores se han desplomado hoy en el selectivo después de que el Gobierno haya dado luz verde a la reforma eléctrica que recortará las ayudas del Estado a las compañías y, además, les hará asumir la mayor parte del ajuste para reducir en 5.000 millones el déficit tarifario que se acerca ya a los 30.000 millones. En concreto, hoy el Ibex 35 ha perdido un 2,32%, mientras que en la semana sólo se ha dejado un 0,30% de valor. En el mercado de renta fija, la prima de riesgo cierra por encima de 320 puntos básicos y, en el de divisas, el euro-dólar cae a 1,3041 dólares.


El Ibex 35 cierra con una caída del 2,32% en los 7.844 puntos, salvando, de momento, el tipo, pues "si volviesemos a caer por debajo de los 7.800 puntos, creemos que nos iremos a los 7.200", alerta Miguel Rodríguez Bonet, de formaciontrading.com. No obstante, el experto considera que "los minimos de 7.500/7.600 no los vamos a volver a ver en unos meses".

Los principales culpables de este desplome han sido las eléctricas. Este viernes los inversores han huido de estos valores después de que el Gobierno diera luz verde a la reforma eléctrica para reducir el agujero tarifario que ya ronda los 30.000 millones de euros. En esta reforma el Ejecutivo recortará 1.500 millones de ayudas a las renovables y otros 1.000 millones a la distribución. De esta manera, eléctricas y renovables asumirán la mayor parte del ajuste de 5.000 millones que se plantea. En concreto, Unesa, la patronal de empresas eléctricas, ha cifrado en 5.700 millones de euros este año el impacto de la reforma energética. Según sus cálculos, las empresas tradicionales del sector asumirán el 65% de este coste. No obstante, esta reforma también se cargará al bolsillo del consumidor, pues la factura de la luz se encarecerá un 3,2% -2,5 euros de media al mes-. Con este telón de fondo, Acciona se ha desplomado un 8,52%, Gas Natural un 8,05%, Red Eléctrica un 7,54%, Enagás un 6,05% e Iberdrola un 3,35%.

Al otro lado de la tabla, sólo dos valores han terminado en positivo: Grifols (0,49%), e IAG (0,42%).

En el grupo de los blue chips, Telefónica ha perdido un 2,48%, Repsol un 2,13%, Inditex un 2,33%, BBVA un 1,88% y Santander un 1,62%. Además, recordar que hoy la entidad presidida por Emilio Botín ha anunciado que ampliará capital en 164 millones de euros para pagar el primer dividendo.

En el Mercado Continuo…
Prisa
ha sido la acción más penalizada por los inversores. Hoy se ha desplomado un 11,36% hasta los 0,19 euros, después de conocerse que estaría pensando en acogerse a la ley de bancarrota en EEUU.

Paradójicamente, Abengoa ha sido la acción que más ha subido de la bolsa española (5,53%), a pesar de que la reforma eléctrica también podría afectarle a su negocio energético.