Los bonos del Fondo Monetario Internacional, que serán emitidos para que el organismo pueda aumentar el crédito a los países golpeados por la crisis financiera global, podrían ser negociables, dijo el lunes el jefe del FMI Dominique Strauss-Kahn. "Si el directorio (del FMI) está de acuerdo (...) entonces el bono podrá ser emitido dependiendo de la demanda", dijo Strauss-Kahn a los reporteros durante una visita a Kazajistán. Cuando se le preguntó si el bono sería negociable, respondió: "sí, lo será". El FMI planea emitir los títulos, que se prevé estén denominados en Derechos Especiales de Giro (DEG), como parte de los esfuerzos para recaudar 500.000 millones de dólares adicionales en capitales para ayudar a los países en la peor desaceleración económica global en 80 años