La recuperación económica alemana seguirá a un ritmo moderado pero se enfrenta a "sustanciales riesgos bajistas" causados por la debilidad del sector bancario y la posibilidad de que el crecimiento mundial sea inferior al previsto, indicó el martes el Fondo Monetario Internacional, que recortó sus previsiones.
El Producto Interior Bruto alemán aumentaría un 1,2% en 2010, para crecer un 1,7% en 2011. El pasado año, la economía se contrajo un 4,9%, señaló el FMI en un informe.

En febrero, el FMI dijo que el PIB alemán crecería un 1,5% en 2010 y un 1,9% en 2011.

"La economía germana está recuperando el terreno perdido en la crisis. Las políticas de apoyo, la recuperación de los inventarios y el incremento de la demanda mundial han sacado a la economía de la recesión", dijo el FMI en su informe.

Pero el organismo añadía que "es probable que la recuperación sea moderada" porque "el crecimiento de las exportaciones se prevé menor que antes de la crisis, (porque) las persistentes fragilidades de la banca presionan la oferta de crédito y (porque) los consumidores mantendrán la cautela por el creciente desempleo".

Las medidas del sector financiero han "ayudado a estabilizar los mercados financieros y mitigado el riesgo sistémico, pero siguen existiendo vulnerabilidades", dijo el órgano ejecutivo del FMI en su comunicado.

El fondo dijo que el déficit público general de Alemania --que incluye todos los presupuestos del sector público-- es elevado según los estándares de las normas constitucionales de limitación de la deuda en el país, que obligan a que la balanza fiscal federal estructural esté cerca de cero a comienzos de 2016.

Hay que "comenzar la consolidación fiscal cuando la recuperación sea autosostenible, lo que se prevé para 2011", indicó el FMI. Todo recorte de impuestos en 2011, como ha prometido el gobierno de centro derecha si las condiciones presupuestarias lo permiten, "debería estar acompañado de medidas presupuestarias compensatorias", según el informe.

Se espera que el déficit presupuestario del sector público alemán aumente este año al 5,7% del PIB, frente al 3,3% de 2009, y que se reduzca levemente al 5,1% en 2011.