La bolsa de Fráncfort superó hoy la barrera de los 5.000 puntos en la apertura, al subir su índice DAX 30 en los primeros compases de la negociación un 1,79 por ciento, hasta 5.029 unidades.