Los futuros del petróleo han alcanzado este martes nuevos máximos históricos, extendiendo sus ganancias como consecuencia de interrupciones de suministros y la debilidad del dólar. El crudo ligero estadounidense para entrega en mayo subía 65 centavos en las últimas horas, a 112,41 dólares por barril, sobrepasando su récord previo de 112,21 dólares por barril. El precio referencial del mercado de futuros del crudo estadounidense ha escalado un 17 por ciento desde el inicio del año.
El crudo Brent de Londres ganaba 61 centavos, a 110,45 dólares por barril, por encima del máximo del lunes de 110,01 dólares. David Moore, estratega de materias primas de Commonwealth Bank de Australia, destacó que se ha visto un ímpetu pero que considera que "no hay nuevos factores fundamentales específicos que lo condujera por encima de ayer (lunes)". México, uno de los mayores exportadores al mercado estadounidense, mantuvo cerrados el lunes sus tres principales puertos de exportación de crudo debido al mal clima en la zona del Golfo de México, así como una pequeña terminal en el Pacífico, según informó el Gobierno.