El crédito hipotecario se situó en 1,064 billones de euros a cierre del pasado año, un incremento del 4,5% en relación al ejercicio precedente, lo que supone una desaceleración de más de 10 puntos porcentuales respecto al incremento de 2007, del 15,3%, informó hoy la Asociación Hipotecaria Española (AHE). Así, a lo largo del año se formalizaron 551.118 operaciones, un 35,5% menos que un año antes. Si bien, el crédito hipotecario sigue suponiendo más del doble de las operaciones crediticias formalizadas, que ascendieron a 970.785 contrataciones. Como consecuencia de este parón en la actividad, el importe contratado se situó en 84.205 millones de euros, un 38,9% menos.