Los inventarios de petróleo de Estados Unidos aumentaron más de lo que esperaba el mercado la semana pasada, mientras que las existencias de productos derivados disminuyeron, de acuerdo a cifras publicadas el viernes por el Departamento de Energía.  Los inventarios de crudo se incrementaron en 2,4 millones de barriles a 331,4 millones de barriles en la semana al 5 de febrero. La cifra se compara con una estimación promedio de un incremento de 1,3 millones de barriles. En tanto, el American Petroleum Institute, un grupo del sector, informó el martes que las existencias de crudo registraron un voluminoso aumento de 7,2 millones de barriles.